sábado, 14 de abril de 2018

¡Feliz cumpleaños Leonor!

Como sabrán -si han leído la saga- hoy se celebra el cumpleaños de Leonor Hampton, nombre que se menciona varias veces en "El Príncipe de Bórdovar" y cuya historia se conoce hasta en "Nieblas del Pasado 1" Hoy en la página de fb se compartieron post desde la media noche para recordar un poco su historia, hagamos un recuento:

La historia de Leonor Hampton se conoce en Nieblas del Pasado 1, la segunda entrega de la saga que tiene la trama histórica ya que al encontrar su diario transporta al lector hasta ese 10 de Abril 1,976 no sin antes hacer conocer su árbol genealógico para saber su linaje y procedencia. Sin embargo, no es en Nieblas del Pasado donde se sabe de ella por primera vez sino en "El Príncipe de Bórdovar" donde se menciona su nombre en repetidas veces haciendo que el lector se pregunte quien fue ella, como era y lo que hizo, por desgracia su final también se conoce pero es hasta en Nieblas del Pasado 1 donde su historia inicia, si quieres conocer un poco más te invito a estar pendiente de la página a lo largo de este día, que es su cumpleaños. Bienvenid@s al especial de la bella Leonor, la madre de nuestro actual, querido y hermoso rey. Deja que las páginas del libro se abran y te cuenten su historia.
Pero también tiene su propio libro donde sabrás netamente sólo de ella, esta es la versión editada para quienes prefieren leer "Vientos de Cambios" en "El diario de Leonor Hampton" podrás leer a través del kindle su árbol genealógico completo.
Puedes acceder aquí
También aquí mismo en el blog hay una entrada sobre su árbol genealógico ya más resumido, haz click aquí.

Si bien Leonor desciende de un linaje noble (llegando hasta el mismísimo don Felipe V, rey de España) ella ya llegó al mundo de manera inesperada y que, por estigmas de la época su nacimiento llenó a su vez de luto a la familia. Leonor fue hija natural de la pareja que conformó Gisselle Hampton y Hans Kielsen. Sus padres se amaron pero —como sucede— por ciertas razones jamás pudieron casarse y el asunto se tornó peor cuando se dio paso a los malos entendidos. Para colmo todo sucede luego que Gisselle se embaraza y el estigma y la presión por ser “madre soltera” hace que su salud se deteriore, muriendo dos días después de nacer Leonor. La niña fue criada por su abuela y lo que para algunos fue una situación vergonzosa, con el tiempo el destino se encargó de situarla en el lugar que merecía estar. 
 Leonor creció como la niña consentida de su abuela Isabella y su tío George pero también su padre nunca renunció a ella y los problemas familiares se dieron a lo largo de su crecimiento hasta que el mismo día de su cumpleaños número 17 se decidió poner fin a los pleitos de una vez.

Su historia inicia el 10 de Abril de 1,976 y está narrada en primera persona y a manera de diario por lo que todo se ve desde su punto de vista, su amor platónico es el cantante Camilo Sesto, hasta que llega el momento (ese mismo día) en que realmente conoce el amor.

Barcelona 10 de Abril de 1976.
“Era hermoso, su mirada azul me estremecía y su boca mmmm… no me cansaba de verlo, ah… Camilo Sesto, Camilo Sesto...” —suspiraba al ver a tan bello hombre en la revista que tenía en mano, mientras en la radio escuchaba “Amor, Amar” la cual tarareaba junto con él:
“Amor, si tu dolor fuera mío
y el mío tuyo,
qué bonito sería...
amor... amar."


Lo que la chica no esperaba conocer previo a su cumpleaños era al hombre de su vida, sin imaginar quien era él.

Caminé en dirección a una de las veredas no sin antes mirar de nuevo hacia la fuente, sacudí mi cabeza, apreté los puños y cuando me giré para seguir caminando al primer paso que di choqué con él quedando atrapada en sus brazos.
—Hola —me saludó con una voz sumamente varonil y armoniosa mientras levantaba su mano derecha—. ¿Puedo obsequiarle esta flor?
Mientras tenía mis ojos y mi boca abiertos por la impresión de verlo y sentirlo, de verdad me había quedado en shock, era más hermoso ya de cerca, creí que sólo mi artista favorito y uno que otro actor eran los hombres más bellos que había visto pero éste, superaba al cien por ciento las expectativas, demasiado hermoso para ser real.
No supe cómo reaccionar debido a la impresión del momento, estaba hipnotizada por sus bellos y cristalinos ojos azules y el estar en sus brazos, me paralizó por completo haciendo que mi cerebro dejara de funcionar, clavé mis ojos en los suyos y no supe qué contestar.



Desde el momento que Leonor conoce al hombre de su vida jamás dejó de pensar en él, al contrario, hasta una canción se lo recordaba, un hombre como él era imposible de olvidar.

"(...) en mi mente lo miraba claramente y deseaba de nuevo poder estar en sus brazos, la tristeza se estaba apoderando de mí y sin pensarlo comencé a tararear la canción que era perfectamente sólo para él.
"On the day that you were born, the angels got together.
And decide to create a dream come true.
So they sprinkled moon dust in your hair
Of gold and starlight in your eyes of blue"


Ni corta ni perezosa Leonor invita a Leopold a su fiesta de cumpleaños y cómo no después de recibir una nota como esta en hermosos tulipanes.


—Mi cumpleaños es pasado mañana —le dije tratando de desviar la conversación y acariciando a Florentina—. Y me gustaría presentarte a mi familia, como amigo claro, si no te molesta.
—Claro que me gustará —sonrió—. Me hace feliz saber que nos conocimos en un buen momento y celebro otro año de felices primaveras para ti.
—Como ya sabes donde vivo, no será necesario darte la dirección, será pasado mañana a las 19:30 hrs. Mi familia sólo son mi abuela y un tío así que no tienes por qué preocuparte.
—¿Tendría que preocuparme? —preguntó con una ligera sonrisa.
—Tanto mi abuela como mi tío son un tanto celosos, pero es por determinadas circunstancias, ellos deben de estar al tanto de todo lo que hago y conocer a mis amigos, o al menos a los que me frecuentan.
—Me parece bien —alzó una ceja—. Eres una joya muy preciada… para ellos y tienen razón de cuidarte, ¿Tienes muchos amigos que te frecuentan?
—Algunos —contesté mientras sostenía a Florentina entre mis piernas—. Los conocerás en la fiesta y ahora que somos amigos… ¿Aún no me has dicho quién eres en realidad?


¿Y qué es una fiesta de cumpleaños sin música? Esta es la melodía que abre la fiesta de cumpleaños de Leonor.

"Cuando el grupo contratado comenzó la música dio inicio la celebración, me extrañó escuchar rock and roll pero era la versión de una canción que a la abuela le gustaba “Perfidia” no se escuchaba mal en buen ritmo de forma instrumental, por lo que algunos comenzaron a moverse al ritmo de la música."

Pero cuando llega el momento especial se necesita música especial.


—¿Me permite bailar con la señorita? —le preguntó un impecable Leopoldo seriamente a Andrés.
Sin que él le respondiera solté su mano y su hombro, Leopoldo al ver la acción me extendió su mano la cual yo acepté con gusto y al vernos Andrés, no tuvo más remedio que acceder. Leopoldo me tomó entre sus brazos y sentí que volvía a vivir, mi sangre fluía aceleradamente y mi corazón palpitaba con fuerza sólo por él. Me sentía en las nubes.
—Leopoldo creí que no vendrías —le dije cuando pude hablar.
—He estado aquí todo el tiempo. —Sonrió.
—¿Cómo?
—He visto cada paso, desde que apareciste y hasta ahora que vine a rescatarte.
—¿Has estado aquí todo este tiempo? —pregunté asombrada.
—Me encantan tus ojos. —Me miró fijamente—. Realmente luces hermosa hoy, toda tú eres preciosa, pareces otra mujer.
—No me cambies la conversación —bajé la cabeza, sonriendo y ruborizándome a la vez.
—Me siento muy orgulloso de tenerte de esta manera en mis
brazos —susurró en mi oído lo cual casi hace que me desmaye en sus brazos, sentía que mi corazón dejaría de bombear y no podía disimular el estremecimiento de mi cuerpo, estaba temblando a su contacto.
Bailar con él me hacía sentir en las nubes y perdí la noción de todo, sentía que sólo estábamos él y yo en ese momento, quería olvidarme de todos los que nos rodeaban, su mirada me había esclavizado y su sonrisa me cautivaba aún más, era bello, perfecto, único y por momentos me parecía que no era real, sin duda un hermoso ángel que se había escapado del cielo, era demasiado perfecto para ser terrenal, pero justo en ese momento alguien apareció de la nada sorprendiéndome, bajándome de mi nube de fantasía y al verlo, supe que mi fiesta se había acabado.


La fiesta de Leonor tomó un giro que nadie se imaginaba y que como familia y en la privacidad debieron afrontar y solucionar, ¿sabes lo que pasó? Te invito a revivir la historia de Leonor Hampton en Nieblas del Pasado 1 (versión contemporánea e histórica) o en El diario de Leonor Hampton (versión netamente histórica sobre ella) ambos libros disponibles en digital o impresos, ese año de 1976 sería inolvidable para ella.

¿Te ha gustado el post? Espero que sí, la historia de Leonor apenas y comienza en Nieblas del Pasado, en los siguientes libros se sabe mucho más de ella y su amor con Leo, así como de la historia de su abuela Isabella y de cómo el destino fue encajando las piezas en la vida de ambas. Te invito a sumergirte en esta fascinante historia que ha conquistado hasta a la misma Constanza como también te invito a que continúes leyéndola en su final que será en Nieblas del pasado 4.
Gracias por haberme acompañado en este especial, espero te animes a conocer la historia.


sábado, 6 de enero de 2018

Un hermoso cumpleañero en Día de Reyes

En el Día de Reyes la saga tiene un hermoso cumpleañero, ¿lo conoces? Se trata del padre de nuestro actual rey, personaje que conocemos en la entrega de Nieblas del Pasado y en Nieblas del Pasado 3 hay una escena de su cumpleaños previo a su coronación.







**FRAGMENTO SPOILER**


Para el 6 de Enero desde temprano los regalos y felicitaciones por parte de los nobles, consejo y ministros para el príncipe no se hicieron esperar, se celebraba su vigésimo tercer cumpleaños y último como príncipe ya que a esa edad y por designios de Dios un joven rey se sentaría en el trono. Ese día pude tenerlo para mí hasta el ocaso debido a múltiples ocupaciones que tuvo pero no por eso evité felicitarlo desde el amanecer y darle su primer regalo del día, era algo más lujoso que el reloj que le había dado en navidad, era un anillo, un anillo de oro puro con la cabeza de un león tallada que en su interior tenía la siguiente inscripción: “Con amor para el rey Leopoldo de su Leonor” algo que lo emocionó mucho y sin dudarlo me hizo ponérselo aunque me desilusioné al ver que no le había atinado a la talla. Al menos le quedó en el meñique y aunque yo resoplara e hiciera pucheros él me hizo sentir bien diciéndome que la intención era suficiente, que era un maravilloso regalo y que no se lo iba a quitar y comiéndome los labios a besos debido a mi puchero que lo había conquistado más me quitó mi enojo, ¿besándome me iba a quitar mis pucheros? Pues iba a hacerlo muy pero muy seguido entonces, me encantó la sensación, besó el anillo en su dedo y yo besé el mío, algo del uno estaba con el otro. Su ausencia de ese día me sirvió para ordenar en la cocina una cena especial para él y mi querida Tita se lució como chef ante la mirada atónita de las sirvientas, quise que se le hiciera el lomo horneado con papas en finas hierbas que tanto le gustaba. Yo le ayudé porque también me defendía en la cocina y más cuando se trataba de él y juntas, también le hicimos una deliciosa tarta de frambuesas y vainilla en baño de chocolate, era una delicia de postre que Tita hacía a la perfección y sabía que a él le iba a encantar.
Y lo hizo feliz.
Esa noche se sintió consentido y según él ningún manjar para su paladar se comparaba con lo que Tita y yo le hacíamos con nuestras manos porque más que un plato delicioso lo más valioso para él era que estaba hecho con mucho amor, algo que nos halagaba. Nuestros hombres no se cansaban de besar nuestras manos porque para ellos significaba mucho, no sólo lo que podían hacer para deleitar sus estómagos sino lo que podían hacer por amor a ellos y eso no tenía precio.

martes, 15 de agosto de 2017

Anunciando otro libro para la saga Ocaso y Amanecer

Sí, ya sé, al leer el encabezado has resoplado, es más siento verte, has rodado los ojos, torcido la boca, negar con la cabeza y decir "Ay noooo" (no muerdas cojines ni te arranques los pelos, respira y cuenta hasta 100) ¿No has notado el cambio del blog? ¿Te gusta el nuevo diseño? Bueno, volviendo al tema sé que no te hace gracia la noticia, sé que es desesperante, sé que no soy de esos autores que no pueden darse el lujo de publicar un libro al año y que sus lectores se aguanten porque no hay de otra pero antes de que me eches rayos y truenos lee primero lo que tengo que decir.
Esta resolución es nueva para mí, nunca la consideré, la saga tendrá ocho libros como vengo diciendo, lo que pasa es que este sexto libro me está resultando algo pesado en cuanto a contexto histórico y me es imposible resumirlo todo aquí. He hecho lo que pude porque es parte de la trama pero aunque evite extenderme no puedo evitarlo, a modo de ***SPOILER*** les diré que encontrarán en este sexto libro "Nieblas del Pasado 4"

*Algo de la continuación contemporánea (Constanza y Loui)
*La conclusión de la trama histórica (Leonor y Leopoldo - Isabella y Ludwig)
*"La Leyenda de Bórdovar" un relato histórico y de fantasía que incluye la historia de Juan y Eloísa y también algo de la reina Beatriz.

El orden de los factores si altera el producto así que el libro tendrá todo esto pero no necesariamente en ese orden, en otras palabras les entregaré mucho contenido para resumirlo en un solo libro que sólo lo van a entender quienes han seguido la trama de los libros anteriores, si no te has leído ninguno ni siquiera pienses en leer este porque estarás más perdido que un turista en China como lo dijo Leonor. Este libro será casi en su totalidad histórico y quiero recalcar algo, el hecho que sea una autora que escriba histórica no significa que sea "historiadora" por si no lo saben hay una enorme diferencia y no es lo mismo jugar con la ficción a discutir con eruditos en Historia Universal que te vengan a contradecir muchas cosas (gracias a Dios ningún historiador me ha insultado por el momento) pero es algo que tengo claro, los novelistas que escribimos histórica estaríamos equivocados si nos dijeramos historiadores, que nos debemos apegar a lo establecido sí y lo más posible pero tampoco hacer cambios excesivos para una simple ficción, recordemos que la historia ya está escrita y aunque a nosotros nos asalte la cosquilla "¿Pero y si las cosas hubiesen sido diferentes?" "¿Y sí la vida de fulano no es como lo dicen?" "¿Y sí pasó de otra manera?" "¿Qué pasaría sí...?" y así van todas las preguntas que podemos hacernos y con las cuales nosotros comenzamos a tomar referencias, pues bien, como dije la saga tendrá sus ocho libros (aún no reviso la totalidad de la extensión del último) pero este libro que les digo será más como una guía, no será novela, en donde terminaré de abarcar lo que es el reino por eso se llamará como el blog "El Reino de Bórdovar" y es una guía para entender la trama histórica de la saga. No sé si será necesaria, como dije no lo había considerado pero viendo este sexto libro tuve que plantearme la idea y será un libro en el que debo trabajar mucho y explicar más lo que ya ustedes leerán en este sexto libro. Todavía no lo comienzo, tengo que abarcar desde el siglo XIV hasta este y será solamente para sustentar lo que es la saga que como saben se trata de un reino ficticio pero hay cosas que se deben explicar con más claridad y por eso he considerado escribirlo. ¿Me entienden ahora? Ya veré como se va dando el proceso, vuelvo a repetir, no se trata del noveno libro sino de uno aparte que sustente todo lo que se ha leído en los demás para guiar al lector en lo que es mi reino ficticio y puedan entender mejor. Me pone nerviosa tan solo pensarlo porque como lo dije no he comenzado a escribir pero sé que podré hacerlo, tengo la base de mi propia trama así que espero sea algo bueno para leer, especialmente para esos que aman la histórica.

Mira el vídeo en Youtube.

domingo, 19 de marzo de 2017

Árbol Genealógico de Leonor Hampton

Como se pudo leer en el primer libro de Nieblas del Pasado, al encontrar el diario de Leonor, (la madre de Loui) comenzaron a saberse muchas cosas y a llevar al lector por un viaje en el tiempo iniciando en 1976. En ese relato del diario se conoce el árbol genealógico de la joven para dejar constancia de que no se trataba de una chica cualquiera y en este artículo vengo a recordarlo.
Como sabrán como autora me gusta jugar con la historia y enlazar un relato ficticio dentro de la historia real, la historia como se conoce en verdad y es de esta manera como partí para crear el primero de varios árboles genealógicos que por ejemplo ya sabrán en Nieblas del Pasado 4.
En la historia real se conoció un Felipe V, rey de España y el primer Borbón en dicho trono, se casó dos veces y de su segundo matrimonio con Isabel de Farnesio tuvo varios hijos también, tomé como referencia a su última hija llamada María Antonia de Borbón y Farnesio y ésta, de su matrimonio con un príncipe italiano tuvo también su descendencia. Luego partí de la quinta hija de ambos llamada María Teresa de Saboya quien se casó con el llamado Carlos X de Francia y de esa unión me valí de su primogénito Carlos Fernando de Artois, duque de Berry y por una historia que se tejió en cuanto a él y un amor secreto.

Este es un ejemplo de los antecesores de Leonor, la estrella naranja es el seguimiento de la línea directa.














Por desgracia no se ve bien por el tamaño pero haciendo click en la imagen la amplían. Este es un ejemplo del árbol de Leonor, (hay fechas inconclusas porque sólo son personajes mencionados y otros no puedo decirlos porque sería spoiler) pero como ven este Carlos Fernando que era príncipe francés tuvo un primer matrimonio secreto (algunas fuentes dicen que en realidad nunca se casó) igual era una unión que no era aprobada por su familia y de allí la secretividad del asunto. Históricamente sólo tuvo dos hijas (las dos primeras) pero yo me valí de la situación para crear a dos niñas más, Amelié y Catherine. De esta Catherine ficticia es donde inicia la línea de mi personaje, de Leonor y como leyeron en el libro las niñas fueron criadas por una tía, adoptando así otro apellido para que la historia no las relacionara como hijas del príncipe francés. Catherine se casó con un español con parentesco de Borbón y entonces pasó a llamarse Catalina, tuvo dos hijos con él y de su segundo hijo vuelvo a partir para continuar la historia. Este hombre llamado Juan Felipe se casó con una noble de la casa de los Braganza Sajonia-Coburgo y Gotha y de su segunda hija, Catalina Leonor sigo adelante. Por la relación de parentesco con la casa de Portugal tuve que mencionar un triste suceso de la época (de la historia real) para dar más peso a mi relato. Luego esta Catalina Leonor se casa con un noble de la casa de Oldemburgo y obvio continuó la descendencia con tres hijos. Tomé a la mayor Margarita Catalina y la casé con un italo-español miembro también de los Borbones Dos Sicilias y también tuvieron tres hijos, partí de la niña segunda Isabella Leonor que llegó a sus padres para evitar que viajaran en el Titanic, ya que un amigo de su abuelo (el señor Ismay) los instaba a formar parte de  ese viaje inaugural pero que la niña (en gestación) impidió. La vida de Isabella estuvo envuelta en sucesos extraños en relación a los pretendientes que querían para ella ya que cada uno de ellos por una u otra circunstancia fallecían (también debí mencionar las personas reales y lo que pasó en torno a ellos.) Ya siendo adulta y luego de una vida algo triste Isabella se casa con un noble inglés llamado George Hampton y de su unión nacen sus gemelos y únicos hijos George y Gisselle, ya que él como piloto de la real fuerza aérea británica tuvo que dejar a su esposa embarazada y cumplir con su deber al desatarse la segunda guerra mundial y sin llegar a conocer a sus hijos él fue declarado "perdido en acción" un año antes de que la guerra se terminara. Isabella no vuelve a casarse y se dedica a criar a sus hijos. A los dieciocho años su hija Gisselle se enamora de un joven suizo y dando rienda suelta a su relación ella se embaraza de la que sería Leonor. Ella nace en 1959.
Esto lo pueden volver a leer en el primer libro de Nieblas del Pasado y también está en el primero de Vientos de Cambios pero donde se conoce la historia de Leonor es en Nieblas del Pasado.
Espero me sigan acompañando por este fascinante viaje por el tiempo ya que aún falta el árbol genealógico del rey y es más extenso todavía. La historia de Bórdovar será conocida en Nieblas del Pasado 4.

martes, 14 de febrero de 2017

Las historias de amor en Ocaso y Amanecer

"La boda real (...) se celebró (...) en la catedral de San Pablo en Bórdovar el día de San Valentín de 1848" dice un fragmento de la historia de la reina Beatriz, relato que aún no ha sido publicado.
La saga de Ocaso y Amanecer envuelve una historia de amor fascinante no sólo de sus protagonistas sino de sus secundarios, sub-trama que según los lectores encanta y están unidas de manera mágica. En Nieblas del Pasado se presenta no sólo la continuación del giro que tienen los protagonistas dos años después del primer libro sino que una nueva historia se presenta; la de la reina Leonor y su Leopoldo, padres del actual rey. Para mí que he escrito la historia es un enorme gusto poder viajar a través del tiempo para darles a conocer su historia de amor, una historia que desgraciadamente -como se conoció en el "El Príncipe de Bórdovar"- no termina bien sino de manera trágica. El encuentro del diario de Leonor es la clave para el conocimiento de esta historia que se a su vez presenta otras llevando al lector en retroceso por el tiempo; se conoce a Isabella y a Ludwig y su historia que dio inicio en 1927 y la de Juan y Eloísa en 1383 así como también en un breve relato la historia de la reina Beatriz de Bórdovar que quienes leyeron en el segundo libro del príncipe a ella se le atribuye la idea original de cierto famoso castillo bávaro. Como autora recuerdo que esto sólo es ficción y como dije en otro libro la historia está escrita tal y cual la conocemos sin agregar ni desmentir los hechos verídicos y hablo de la historia real. Así que sin tanto protocolo quiero presentar en fanarts a los protagonistas de estas historias mencionadas en el diario de Leonor (salvo de la de Beatriz porque aunque tengo una pintura de ejemplo la compartiré luego de que esté publicado el relato)

Aclaro que la fecha está equivocada, Leonor y Leopoldo se conocieron en 1976 cuando ella iba a cumplir sus 17 años, esta es la apariencia que le dí para esa edad pero como en el relato avanza hacia los años 80's obviamente cambia y madura como se lee en el tercer libro de Nieblas del Pasado y como se sabrá en el cuarto donde terminará su historia, su personaje evoluciona por los motivos que ya ustedes sabrán (o que se pueden deducir si has estado atenta/o a la historia)

La historia de Ludwig e Isabella que inicia en 1927 ya pudieron leerla resumida en el capítulo "El Árbol Genealógico de Leonor Hampton" que está en el primer libro de "Nieblas del Pasado" y como una muestra "extra" en el primer libro de "Vientos de Cambios" pero la narración por boca de la misma Isabella hace conocer su historia más a fondo en el tercer libro de Nieblas del Pasado donde ella le cuenta a su nieta Leonor lo que fue su breve romance con Ludwig, ellos sin duda son una pareja que se amaron pero que por orgullo y malos entendidos se separaron haciendo cada uno sus vidas y continuar para luego volver a encontrarse muchísimos años después cuando cada uno pensaba que el otro ya estaba muerto, ¿intentarán olvidar y perdonarse? ¿Podrán volver a revivir una vez más lo que una vez hubo en ellos? En el cuarto libro de Nieblas del Pasado se sabrá la conclusión de su historia.

"La leyenda de Bórdovar" es el título de esta historia que está dentro de Nieblas del Pasado 4, este es el origen del reino que se remonta a 1383, aquí se sabrá el comienzo de todo. Esta es la historia de Juan, un heredero que tiene sobre él la corona de un ducado y a quien el destino le tiene preparado algo muy diferente a las disputas familiares por títulos y tierras, la historia de su vida es algo que no encontrarás en ningún libro de historia, salvo en lo que yo te cuente. Es un relato completamente histórico y a la vez de fantasía, pueden ver el booktrailer tanto en la página de fb como del mismo youtube para que se den una idea, no puedo dar spoilers de lo que la historia será sólo puedo pedir que le den la oportunidad, este relato es la base de todo.


Y por último vemos a quienes ya conocemos, la pareja actual y los principales protagonistas de la saga son ellos, Ludwig y Constanza tienen una linda, romántica y hasta tormentosa relación amorosa en esta historia que es completamente de ellos. Los conocimos desde el primer libro y los verán hasta el último, quienes han leído conocen su relación, su manera de tratarse, lo que son como pareja y hasta la propia intimidad que se describe en escenas candentes a lo largo de los libros.
¿Te preguntarás por qué un solo hombre es el mismo rostro de todos? Bueno es algo que decidí desde el principio y algo que también ha sido la manzana de la discordia por quienes lo pelean. El actor italiano Giulio Berruti   es la imagen masculina de la saga, algo que no es desconocido ni por su gente porque a diferencia de otras personas a mí si me gusta pedir permiso y así desde que "El Príncipe de Bórdovar" nació en Noviembre del 2011 me satisface saber que "creo" haber sido la primera autora que le escribe una serie de libros teniéndolo como inspiración e imagen.
¿Todavía no conoces la Saga Ocaso y Amanecer? Te invito a que este San Valentín comiences a leer una hermosa historia de amor y puedas conocer a sus personajes, la historia todavía no termina, aún hay mucho por saber.

lunes, 16 de enero de 2017

La coronación de un rey

Hoy es un día especial en la historia de Bórdovar, se recuerda la coronación de Leopold y su ascenso al trono, historia que se conoce a través de Leonor en su diario y en el tercer libro de "Nieblas del Pasado"
Si quieres leer hazlo pero te advierto que es SPOILER y esto sólo lo entenderán quienes siguen la trama de Nieblas del Pasado y conocen bien la historia de Leonor y Leopoldo, si no la conoces por favor no leas porque no vas a entender.
¿Preparados?

***SPOILER*** ***SPOILER*** ***SPOILER***





El diario de Leonor Hampton - Nieblas del Pasado 3


   La coronación de Leopoldo se llevaría a cabo a las 14:00 hrs del 16 de Enero de 1,979 y todo sucedió exactamente como estuvo previsto. Él tuvo la gente adecuada a su lado para vestirlo como debía de hacerlo para la ocasión, al igual que Tita y yo, las personas encargadas de peinarnos habían llegado antes de las doce del mediodía por lo que entre bocadillos y jugo nos arreglamos ya que el festejo vendría después. Tita usó un vestido largo color celeste acompañado de su respectivo abrigo, una pequeña tiara de brillantes con aretes y gargantilla a juego y una banda blanco marfil que cruzaba su pecho portando en ella algunas insignias de la casa Braganza de Portugal y de los Sajonia-Coburgo y Gotha de Alemania herencia de su bisabuela Leonor de Viznaí. Yo usé un vestido color beige, igualmente largo de talle recto, con brocados de pedrería en el talle del busto y manga larga con su abrigo blanco que lo acompañaba. Me hicieron un moño alto por lo que también lucía una pequeña tiara regalo de Tita y joyas a juego, también usé una banda igual que la de Tita pero blanca y en ella también portaba algunos prendedores que pertenecieron a la familia. La casa Braganza, Borbón por partida doble, Sajonia y el emblema de Wessex, Portugal, España, Italia, Alemania e Inglaterra todos juntos estaban a la vista en mi pecho, no sólo para recordarme cual era mi lugar por una vez en la vida sino para demostrarles a los nobles de Bórdovar que no estaban tratando con cualquier hija de vecina. 
(...)



La ceremonia fue muy propia, como deber ser una coronación real, los nobles, ministros, consejo y los invitados de las casas reales extranjeras que habían asistido ya estaban ocupando sus lugares dentro de la iglesia. Cuando yo entré me quedé sin habla ya que su extraño estilo gótico exterior me hacía deducir que era oscura, fría y lúgubre pero no era así. Hermosos candelabros de cálida luz tenue pendían del techo mostrando el esplendor del lugar, no eran católicos, no habían imágenes de ningún santo excepto uno; el apóstol San Pablo y una enorme cruz en lo que se suponía era un altar mayor. Los cuadros con pinturas tipo renacentistas que decoraban, reflejaban hermosas escenas bíblicas en el mismo orden de la Biblia; desde el Génesis hasta Malaquías y desde Mateo hasta el Apocalipsis, antiguo y nuevo testamento estaban a la vista de todos en la iglesia y eso me gustó. Enormes candelabros de pedestal en brillante bronce con velas, inciensos y flores blancas cayendo como cascadas decoraban el camino por el que el rey iba a pasar. La preciosa e impecable alfombra color azul marino era por donde él iba caminar hasta llegar al final donde estaba un trono simbólico porque no era el mismo que estaba en su castillo, pero allí se iba a sentar el que sería el nuevo rey de Bórdovar. Presenciar todo aquello me llenó de emoción y a la vez de nervios, aún no podía creer en donde estaba y creía soñar, jamás en mi vida imaginé ver lo que estaba viendo, ni sentir lo que estaba sintiendo. Cuando la orquesta comenzó a tocar junto con el coro y esa maravillosa música resonó en la catedral me estremecí, el gran Haendel también había compuesto música de coronación para uno de los reyes de Bórdovar y eso me extasió. Nos pusimos de pie en señal de respeto, él apareció regio, imponente, vestido como un militar de uniforme oscuro y con una banda roja en su pecho llena de insignias también, casi lloré. Lo veía hermoso, casi resplandeciente para mí, estaba enamorada, no podía quitar mis ojos de él y de lo bellísimo que se veía, verlo pasar con esa enorme capa que lo investía, tan bello, tan hombre, tan príncipe hizo que mi corazón se acelerara de la emoción. Nosotras estábamos en primera fila así que pudimos presenciar todo muy bien, el barón de Branckfort no se quedaba atrás, Tita se estremecía al verlo también, él caminó primero llevando sobre un gran almohadón las joyas de la corona y cuando estuvo en el altar esperó que su nieto se reuniera con él. Cuando Leopoldo llegó al altar el clérigo lo esperaba y estando frente a él, el príncipe se arrodilló en un almohadón especial para él, de esa manera los actos dieron inicio.